Saltar al contenido

Formas de tronar la espalda solo

formas de tronar la espalda solo

Cuando tronamos la espalda, lo que hacemos es liberar el aire que se va acumulando en las articulaciones, te mostramos formas de tronar la espalda tú solo, esto te ayudará a calmar dolores de espalda y también ofrece una sensación relajante.

Muchas veces la tensión se acumula en la espalda a lo largo del día, ya sea por el estrés o adoptar una mala postura por mucho tiempo, tronar la espalda solo o estirar la espalda es una excelente forma de liberar todas esas tensiones.

Muchos hemos visto videos de quiroprácticos que le truena la espalda y otras partes del cuerpo a diferentes pacientes, algunos son adictos a este tipo de videos y cuando se escucha como truenan los huesos, puede dar una sensación de relajación e incluso placer para algunos, muchos no tienen tiempo o no pueden ir donde un quiropráctico por diferentes razones, por eso esta vez te mostramos cómo tronar la espalda solo.

Algunos beneficios de estirar o tronar la espalda

Tronar la espalda tiene varios beneficios, pero hay que tener cuidado de no hacerlo seguido, ya que esto puede desgastar los cartílagos, aumentan las probabilidades de sufrir de osteoporosis y dañar los tejidos de las articulaciones.

También hay que tener en cuenta que si no e truena la espalda de forma correcta, esto puede conllevar a sufrir desgarros de tendones y ligamentos y por supuesto, en vez de ayudarte a eliminar un dolor, puede causar el efecto contrario, darte otro tipo de dolor aún mayor.

Por esta razón te aconsejamos que lo hagas con cuidado y te hablaremos de varias formas de tronar la espalda tú solo de forma segura, si sigues los pasos al pie de la letra, esto puede ser un gran alivio para la carga que le pones a tu espalda y cuello, ayudándote a eliminar o calmar dolores.

como tronar la espalda uno mismo

Los beneficios más sobresalientes son siguientes:

  • Reduce el estrés
  • Previene la tendinitis
  • Ayuda a mejorar la salud cardiovascular ya que activa la circulación sanguínea
  • Aumenta la flexibilidad
  • Mejora la postura
  • Ayuda a disminuir los dolores en las articulaciones y musculares
  • Reduce la pérdida ósea y muscular
  • Relaja músculos
  • Reduce el dolor que se produce por los lumbagos
  • Alivia dolores osteomusculares ubicados en el cuello y la espalda

Formas de hacer tronar la espalda uno mismo

Cabe aclarar que esto no debe de hacerse continuamente, sino muy de vez en cuando, ya que tronar o estirar la espalda ayuda de diferentes formas, hacerlo muy seguido puede ser malo para tu cuerpo, haz movimientos que tu cuerpo te permita, sin exagerar ni hacer movimientos más alla de lo que puedes.

Si sufres de algún problema crónico en la espalda o tiene problemas osteomusculares, lo mejor es que consultes un especialista primero.

Para algunas técnicas de cómo tronar la espalda uno mismo, necesitaremos una colchoneta para ejercicios físicos o algo como para poner sobre el suelo, hay ejercicios para espalda baja, media y alta.

como tronar la espalda solo

1- Tronar la espalda de pie

Esta técnica la puedes hacer varias veces sin riesgo a sufrir daños, ya que es bastante sencillo y su función principal es estirar la espalda, pero debes de tener unos brazos flexibles ya que los vamos a poner detrás de la espalda, en todo el centro, esta es una técnica principalmente para tronar la espalda baja.

  • Nos ponemos de pie con la espalda recta.
  • Ubica una mano sobre el centro de la columna vertebral y pon la otra mano encima, las palmas deben estar viendo hacia atrás y no hacia la espalda.
  • Ahora presiona suave y mientras lo haces inclina tu cuerpo hacia atrás, sólo lo que puedas sin exigirte demás.
  • Inclínate hasta que sientas unos leves crujidos en la espalda, no lo hagas más allá de lo que puedes hacer y si sientes el más mínimo dolor, detente.

2- Tronar la espalda acostado

Para tronar la espalda acostado, necesitaremos algo cómodo para poner sobre el suelo.

  • Acuéstate viendo hacia arriba.
  • Estira los brazos por encima de la cabeza, que las palmas de las manos queden viendo hacia afuera y entrelaza las manos.
  • Usa los talones para apoyarte y estira completamente el cuerpo lo que más puedas.

3- Tronar la espalda con una silla

Esta técnica es excelente para hacerla en el trabajo o en la escuela, ya que mientras estás en una silla, puedes aprovechar para hacerlo, pero será necesario que la silla tenga un espaldar corto.

  • Estando sentado sobre la silla, mueve el trasero hasta el borde de adelante de la silla y recuestate hasta que tu espalda toque el espaldar de la silla.
  • Pon las palmas de las manos sobre la frente y exhala.
  • Al hacer esto, vas a hacer que la cabeza y hombros se vayan detrás de la silla.
  • Después, deberías escuchar un pequeño crujido.
  • No te inclines hacia atrás más allá del punto que te permitas, si sientes dolor para.

4- Rodillas al pecho

Vas a necesitas una colchoneta o algo cómodo para poner sobre el suelo.

  • Acuéstate viendo hacia arriba.
  • Flexiona las rodillas y pégalos en el pecho, lo que más puedas.
  • Ahora abraza las piernas con amba manos y pega aún más las rodillas al pecho con este abrazo.
  • Mantén esta posición durante unos 30 segundos.
  • Regresa a la posición inicial despacio y descansa para hacerlo las veces que quieras.

5- Tronar la espalda con una pierna sobre la otra

Vas a necesitar un poco de flexibilidad en las piernas y caderas, pero es una de las mejores formas de tronar la espalda solo.

  • Siéntate sobre algo cómodo con la espalda recta y las piernas estiradas sobre el suelo.
  • Ahora levanta la pierna izquierda, flexiona la rodilla y ponla sobre la pierna derecha, el pie de la pierna izquierda debe quedar apoyada sobre el suelo al lado izquierdo de la pierna derecha y la pierna derecha debe continuar estirada sobre el suelo.
  • Debes llevar el brazo derecho hacia el lado izquierdo del cuerpo y agarrar la parta alta de la pierna izquierda, el brazo debe de pasar por encima de la rodilla izquierda, gira tu cuerpo hacia la izquierda mientras tu pierna izquierda está en el lado derecho, debes sentir tensión.
  • Si sientes el crujido, vuelve a la posición inicial y descansa para seguir con el otro lado.

6- Estiramiento al borde de la cama

Solo necesitamos la ayuda de una cama.

  • Es necesario que sea un colchón duro para que no te hundas, acuéstate viendo hacia arriba.
  • Acuéstate de modo que los omóplatos o la parte alta de la espalda quede el borde de la cama o en el aire.
  • Inhala y estira tus brazos por encima de la cabeza con las palmas de las manos viendo hacia arriba y déjalos caer despacio hasta que queden cerca al suelo.
  • Quédate en esta posición durante unos 5 segundos, exhala y siéntate de nuevo en la cama.
  • Puedes repetir unas 3 veces.

7- Estiramiento de la columna

Super sencilla y se puede hacer varias veces al día.

  • Ponte de pie con la espalda totalmente recta y viendo firme hacia el frente.
  • Inhala y mueve los hombros solamente hacia atrás y saca el pecho hacia el frente, haciendo que sientas presión en la espalda.
  • Puedes llevar tus manos hacia atrás y agarrar una mano con la otra mientras haces el movimiento hacia atrás o simplemente puedes poner las manos a los lados de las caderas.
  • Repite unas 3 veces de a 10 segundos cada uno.

8- Estiramiento matutino

Una de las formas de tronar la espalda solo más usadas y una rutina que puedes adoptar cada mañana al levantarte.

  • Ponte de pie con la espalda recta.
  • Estira los brazos hacia arriba y entrelaza los dedos de ambas manos.
  • Lleva los brazos hacia atrás estando siempre estirados y lleva la cabeza hacia atrás también y lleva el estomago hacia adelante, arquea la espalda lo que más puedas hasta que truene, sin sobre-esforzarte por supuesto, debes conocer tus límites.